¿Por qué se habla cada vez más de la dirofilariosis?

La dirofilariosis, también conocida como “enfermedad del gusano del corazón”, es una enfermedad producida por un nematodo parásito llamado Dirofilaria immitis que afecta principalmente al sistema cardio-respiratorio de perros y gatos.

La enfermedad se transmite por la picadura de mosquitos de diferentes especies infestados por microfilarias (larvas del parásito). Se trata de una enfermedad de curso muy lento; los parásitos adultos pueden llegar a vivir años dentro del animal, llegando a alcanzar los 30 cm de longitud. Se alojan preferentemente en las arterias pulmonares y pueden provocar insuficiencia cardio-respiratoria e incluso paro cardiaco.

Es una enfermedad de difícil detección, ya que cuando el animal parasitado comienza a presentar sintomatología es indicio de que la enfermedad se encuentra en sus estadios finales y el pronóstico es grave.

Tradicionalmente la dirofilariosis ha sido asociada a zonas templadas y cálidas del país, como las costas del sur, la cuenca mediterránea o el archipiélago canario. Debido al aumento global de las temperaturas que está sufriendo el planeta por el cambio climático, el área de distribución de los vectores de esta enfermedad está viéndose alterado, lo que hace que en zonas como Madrid -tradicionalmente de prevalencia muy baja- hayan aumentado considerablemente el número de animales positivos a Dirofilariosis.

Es una enfermedad que podemos prevenir de manera eficaz mediante la administración de diferentes tipos de antiparasitarios y que debemos comenzar a tener muy presente en nuestra región, ya que su presencia ha aumentado notablemente en los últimos años.

Para saber más acerca de la Dirofilariosis y de cómo prevenirla, los veterinarios de nuestro Hospital le proporcionarán detallada información.

Urgencias 24h

365 días al año 7 días semana