1. Recibir información práctica sobre los cuidados y manejos necesarios para velar por la salud y el bienestar de tu mascota a lo largo de las distintas etapas de su vida.
  1. Adecuar y calendarizar un Plan de Salud en función de la especie, raza, hábitat y condiciones de vida de tu mascota.
  1. Poner a disposición de tu mascota todas la herramientas que nos ofrece la medicina veterinaria para prevenir y/o detectar precozmente enfermedades que pueden deteriorar o poner en peligro su vida.
  1. Recibir información y asesoramiento sobre los alimentos y la dieta más adecuada para optimizar el peso y la condición corporal de tu mascota.
  1. Llevar a cabo los oportunos chequeos periódicos, programados anualmente dentro del plan de prevención.
  1. Recibir información sobre celos, reproducción, gestación, parto y las ventajas de la esterilización precoz si no deseamos cruzar a nuestra mascota.
  1. Conocer las particularidades propias de la especie y raza a tener en cuenta y que tienen una repercusión directa sobre la salud y el bienestar.
  1. Controlar la salud e higiene buco-dental para prevenir las patologías asociadas al acúmulo de sarro y velar por la integridad de su dentadura.
  1. Prevenir la presencia de parásitos, tanto externos como internos, que deterioran la salud de tu mascota y pueden ser transmisores de graves enfermedades.
  1. Conocer y poner los medios necesarios para minimizar el deterioro de la salud y el bienestar consecuencia de enfermedades propias de la edad avanzada de tu mascota.